Cómo gestionar y proteger una buena reputación empresarial y personal.

Gestionar una buena reputación institucional o personal

(Reputation Management) es una función clave del ejercicio profesional de las Relaciones Públicas.

Una buena reputación expresa el respeto, el prestigio social y la consideración que una empresa, institución, persona o conjunto de ellas goza en la sociedad en general y que adquiere especial relevancia cuando esa opinión en vertida por públicos que interactúan directamente con esa persona o institución y están dentro de su Target Group.

“Crea fama y échate a dormir” es un refrán español que se refiere a la reputación de una persona. Es una forma de decir que una vez que creas una cierta reputación, esa reputación te antecederá y demorará tiempo y esfuerzo para cambiarla nuevamente. 

La éxito es efímero; la reputación, no.

La reputación va mucho más allá de la notoriedad circunstancial; una persona, empresa, institución o marca que goza de buena reputación dispone de una cobertura o paraguas simbólico que la pone a salvo de eventuales malentendidos coyunturales. Asimismo, la buena reputación que se pueda alcanzar en un área o nivel de actividad determinado actúa como un efecto de halo, instancia por la cual la imagen positiva producto de un área o rasgo particular influye en la percepción de otras áreas o rasgos independientes de la secuencia de interpretaciones del elemento original.

La reputación termina por ser una toma de posición emotiva. Puede haber casos en que una razón lógica y material haya articulado una imagen positiva o negativa, pero esta razón se transforma en todos los casos en creencias y asociaciones, y la imagen y prestigio configurado es siempre un hecho emocional.

La reputación, representa el componente valorativo de la imagen que nos permite introducir una dimensión crítica en la recepción pasiva de los mensajes.

Reputación online

En la actualidad, gracias a Internet y las redes sociales, ha surgido el concepto de reputación online. Se trata de un término que se utiliza para hacer referencia a la imagen que tiene una empresa, marca, institución, negocio o persona determinada en la Red. Es decir, el prestigio y el valor que le dan los usuarios en dicho espacio.

Los departamentos jurídicos cuentan con herramientas legales para preservar el derecho al honor de las marcas o de los ejecutivos. Sin embargo, la vía judicial no es siempre la mejor opción.

La protección de la reputación y del derecho al honor ha cambiado radicalmente en el entorno digital. La inmediatez, la repercusión y el supuesto anonimato que ofrece Internet y las Redes Sociales hacen que muchos directivos o instituciones hayan pasado a ser criticadas o atacadas por alguna de sus actuaciones. Frente a este tipo de circunstancias, hay que tener muy claro qué herramientas jurídicas existen para proteger este derecho al honor online y cuándo y cómo deben actuar los abogados.

Acciones Jurídicas y de Relaciones Públicas combinadas para proteger la reputación.

La solución no es simple, es necesario estudiar caso a caso y tomar las decisiones que más se ajusten a cada uno de ellos. Estratégicamente, ante los ataques reputacionales es fundamental que exista una buena coordinación entre el departamento jurídico y el de Relaciones Públicas.

Una buena acción de comunicación, actuar de manera preventiva, herramientas como el notice & take down -mecanismo de denuncia habilitado por webs y redes sociales ante injurias o difamaciones-, requerimientos judiciales, el derecho de rectificación, la vía judicial o el derecho al olvido son algunas de las formas recomendadas de abordar acciones de “Reputation Management” o “Gestión de la Reputación”. Con ello se trata de influir y controlar la reputación de un individuo o negocio ante un ataque reputacional.

Cuidar la reputación es preservar nuestro principal capital simbólico, como expresa el degradado Capitán Cassio en el Otelo de Shakespeare:

“Reputation, reputation, reputation!

O, I have lost My reputation!  

I have lost the immortal part of Myself, and what remains is bestial.

My reputation, Iago, my reputation!”

Por Antonio Ezequiel Di Génova

Antonio CONFIARP

Magíster en Comunicación Corporativa, Protocolo y Asesoría de Imagen (IMEP -España)

Magíster en Neuro Comunicación (ESCO Universitas – Universidad Católica de Murcia) -En curso.

Licenciado en Relaciones Públicas (Universidad J. F. Kennedy – Argentina)

Posgrado en Identidad e Imagen Institucional (Universidad de Belgrano – Argentina)

Presidente de REDIRP (Red Iberoamericana de Profesionales de Relaciones Públicas).

Director del Instituto Latinoamericano de Comunicación Estratégica.

Editor del Portal de Relaciones Públicas “RedRRPP”

Editor del Portal Turístico “PortalTuristico.com.ar”

CEO de E-Public Relations. Consultoría Integral de Relaciones Públicas. Prensa y Organización de Eventos.

Profesor de Grado y Posgrado en la Universidad de Belgrano de Argentina.

Profesor en la Escuela de Capacitacón y Negocios de la Universidad Nacional de la Matanza.

Profesor Invitado de ESERP -School of Business and Social Sciences- España.

Autor de los libros:

  • Global PR: Un nuevo modelo en RR.PP., Editorial. Buenos Aires 2007.
  • Ceremonial Empresarial. El Ceremonial de RR.PP., Primera Edición Editorial Ugerman, 2010. Segunda Edición. Buenos Aires 2019.
  • Ceremonial Empresarial. El Ceremonial de RR.PP., Primera Edición en Colombia, co- edición Ugerman. Bogotá 2019.
  • Organización Integral de Eventos Empresariales, Académicos y Sociales. Editorial Académica Española. Madrid
  • Manual de Relaciones Públicas e Editorial Ugerman: Primera Edición 2012 y Segunda EdiciónBuenos Aires 2016
  • Gestión Integrada de Relaciones Públicas, Eventos y Protocolo. Editorial Ugerman. Buenos Aires 2018.
Read Previous

Taller virtual gratuito sobre Relaciones Públicas y Ceremonial.

Read Next

Empresas Resilientes: formación online a cargo de Antonio Ezequiel Di Génova.